Sábila y chía : el ayuno perfecto

batido

La “magia” de la naturaleza es tan genialmente perfecta que no solo ha creado alimentos cuya composición química está destinada a salvarnos de infinitos males, sino que le ha dado vida a nuestros cuerpos, dotándolos del poder de autoregenerarse para poder curarse o evitar contraer aquellas afecciones.

Pero para ello, es indispensable realizar tal proceso de purificador del ayuno… En esta ocasión, te explicamos cómo hacer ayuno con sábila, una planta bendita que contiene grandes componentes como el látex y el gel (conocidos por ser cicatrizantes y renovar tus células).

BENEFíCIATE CON SÁBILA

DESINTOXICANTE: Cuando se come, la sábila ayuda a barrer toxinas y residuos dentro del tracto intestinal y por ende desintoxica el cuerpo efectivamente.

SUBE DEFENSAS: Muchas enfermedades se desarrollan cuando el cuerpo alcanza niveles ácidos muy altos en la sangre. El aloe vera es una comida alcalina por lo que cambia el PH de su cuerpo, fortaleciendo su sistema inmune.

EVITA EL CÁNCER: El alto contenido antioxidante de la sábila ayuda a combatir los radicales libres, lo cual contribuye a prevenir enfermedades crónicas como el cáncer. Precisamente por esto mismo, otro de los beneficios de la sábila es que también desacelera el proceso de envejecimiento.

PREVIENE MALES HEPÁTICOS O DEL RIÑÓN: La sábila para el hígado y riñón, actúa como un depurativo cuya función es la purificación sanguínea, a la vez que aumenta la función de las células hepáticas y pancreáticas; por otra parte, el Aloe Vera contiene cromo, un oligoelemento esencial involucrado en la producción de insulina y en metabolizar grasas, carbohidratos y proteínas. Ello debido a la gran cantidad de potasio contenido.

REDUCE COLESTEROL/ MEDIDAS: Entre los beneficios de la sábila está el fomentar una mejor digestión y desintoxicar el organismo. La sábila ayuda además a que el cuerpo se deshaga del sobrepeso y el colesterol almacenado en las arterias, causado por movimientos intestinales lentos. Aunque no hace perder peso en sí mismo, sí es un gran aliado para las personas que intentan combatir el sobre peso( obesidad).

-TU RÉGIMEN DE

AYUNO CON SÁBILA-

ANTES…

Para prepararse para el ayuno, lo ideal es seguir una dieta con sólo verduras y frutas crudas durante dos días. De esta manera la transición al ayuno será más natural y suave.

DURANTE…

Durante el ayuno se debe consumir por lo menos vasos de agua de sábila (1 vaso equivale a 250ml, es decir un total de 2 litros) al día, con uno o dos litros de zumo de sábila( puede combinarla con frutas) y hasta 2 tazas de infusiones diarias.

*Se aconseja diluir los zumos en el agua e ir bebiendo la dilución poco a poco a lo largo del día.

OJO

Es recomendable evitar zumos de naranja o de tomate, y evidentemente no consumir ningún zumo envasado o que contenga azúcar, edulcorantes u otros aditivos.

Los zumos deberían de ser lo más frescos posibles, consumidos poco tiempo tras la preparación, ya que pueden perder gran parte de sus vitaminas tras la preparación.

DESPUÉS…

Después del ayuno de zumo-agua-infusión, sigue una dieta con sólo verduras y frutas crudas durante 2 días. Es muy importante no comer comida cocinada durante estos dos días ya que muchos de los beneficios… Los efectos esperados del ayuno pueden ser arruinados si se consume productos cocinados inmediatamente tras el mismo. Puesto que el tamaño del estómago y la cantidad de enzimas digestivas se reduce durante el ayuno, las primeras porciones de comida después del ayuno deben ser pequeñas y frecuentes.

Be the first to comment on "Sábila y chía : el ayuno perfecto"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*